© 2018 hecho por Grupo JOBEN

  • Instagram - Círculo gris
  • Twitter - Grey Circle
  • Facebook - Grey Circle

Historia de la arquitectura: Grecia.

March 27, 2019

 

 

La cultura griega


Se considera a esta cultura como la de mayor influencia para el desarrollo de la cultura occidental. En la antigüedad fue grandemente difundida gracias a que los romanos después de conquistar Grecia, la extendieron por todas las regiones del imperio, principalmente por toda Europa. Se le ha llamado “cuna de la civilización” debido al gran desarrollo que tuvo en las artes, la política, el lenguaje, la filosofía y las ciencias; y debido al territorio en que se estableció esta cultura, en la península de los Balcanes y su accidentado relieve, la agricultura no fue una de sus actividades principales, por lo que tuvo que desarrollar sus conocimientos marítimos y de navegación para poder comerciar con pueblos cercanos y lo que propagó aun mas su vasta cultura. Sus principales ciudades, Esparta de población totalmente dedicada a la guerra, y Atenas más enfocada a los aspectos culturales, fueron modelos de organización política, y social; dando origen a la división en “polis” que eran pequeños núcleos políticos precursores de la llamada “Democracia”.   
 
Primeros gobernantes


Pericles (495ª.C.-429 a.C.) fue uno de los primeros gobernantes en Grecia y  lo hizo durante la época de oro de la ciudad llamado “el siglo de Pericles”. Se le consideró un hombre honesto, defensor de la democracia y virtuoso por sus excepcionales dotes de orador, impulsó las artes y la literatura; fue durante su gobierno que brillaron personajes como Sófocles y Eurípides impulsores y máximos representantes del teatro griego, el historiador Herodoto, el filósofo Protágoras, y Fidias, que después de la invasión de los persas a la ciudad, y en la que la Acrópolis fue destruida ordenó su reconstrucción bajo su dirección.
La antigua Grecia se componía en varias ciudades-estado o “polis”, ya aunque tenían en común la misma religión, la misma cultura y lengua, la independencia de las polis siempre era defendida. Solo Alejandro Magno (356a. C.-323 a.C.) logro dicha unión entre ciudades con su política de “Unificación”. Después de esta unificación y tener a su disposición un mayor número de soldados para ejército, decidió la expansión de Grecia. Es recordado como uno de los mejores estrategas militares en la historia, por la conquista de varios territorios como Persia, Siria, Fenicia, Gaza, Egipto y Mesopotamia. Sus conquistas inspiraron una tradición literaria en la que aparece como u héroe legendario.
 

Determinantes sociales e ideológicas


Económicas, religiosas, políticas


Los templos griegos eran considerados casas para los dioses, dentro de ellos se colocaban esculturas gigantes de la deidad al que era dedicado; solo los sacerdotes y las clases privilegiadas tenían acceso al edificio; y los rituales se hacían al exterior para el resto de la gente. En ellos se utilizaban los materiales más finos, su construcción era encomendada a los mejores arquitectos, que tenían como misión, hacer edificios perfectos en proporciones y belleza; se contrataba a los mejores artesanos y escultores que eran especialistas en el trabajo con mármol. Para el resto de la población, se construían modestas casas de muros de adobe y cubiertas de madera, generalmente eran de una sola planta con habitaciones alrededor de un patio abierto que servía de comedor y lugar de reunión.  
 En Grecia se preocupaban por la difusión de la cultura y la moral,  se construyeron teatros públicos en los que se hacían representaciones teatrales, y se escenificaban las victorias militares. Los eventos deportivos también eran considerados como ceremonias religiosas, además de ser utilizados para controlar las masas en épocas de descontento social.  
 
Técnicas y materiales de construcción


Mármol y piedra caliza.


La gran arquitectura egipcia sirvió de modelo para los arquitectos griegos. Los sistemas constructivos ideados por los egipcios provocaron que los frágiles templos griegos de madera fueran sustituidos por edificaciones más firmes y duraderas, principalmente hechos de piedra caliza y mármol, este último el material más utilizado por esta cultura para desarrollar su arquitectura y darle un nuevo canon de belleza atemporal y universal; ya que con el desarrollo de un sistema de proporciones perfectas, como la llamada “Sección Aurea” y la invención de los “órdenes clásicos”: el Dórico, el Jónico y el Corintio; que conferían a los edificios una nueva estética y armonía visual. Esto provocó que las estructuras más rudimentarias hechas con ladrillos de adobe y madera desaparecieran casi por completo. Pronto los arquitectos griegos dominaron el arte de construir con estos nuevos cánones de belleza y perfeccionaron la utilización de estos materiales. El templo de Hera de Olimpia originalmente hecho de madera, fue reconstruido piedra por piedra para darle mayor estabilidad y belleza.  Utilizaban un sistema estructural básico de poste y dintel a gran escala; y columnas que sostenían vigas.
 
Templos y arquitectura  representativa


La Acrópolis


La Acrópolis era una colina sagrada dedicada a la diosa Atenea, con vista a toda la ciudad de Atenas. En ésta, se construyeron  primeramente en el año 550 a.C. templos dedicados a los protectores de la ciudad. Hacia el año 480 a.C. después de una devastadora guerra contra los persas, la Acrópolis quedó destruida. Posteriormente en los inicios de la época dorada de Grecia (460 a.C.- 429 a.C.) y durante el gobierno de Pericles, comenzó su reconstrucción bajo la dirección del escultor Fidias; que hizo la distribución de las estructuras con la finalidad de crear una armonía espacial y visual, ya que todas las estructuras están ubicadas de modo que se relacionan entre ellas y con el paisaje. La mayoría de los edificios de la nueva Acrópolis se construyeron con las proporciones dóricas y algunas jónicas.

El Partenón


El Partenón era el templo más grande e importante de la acrópolis, dedicado a la diosa Atenea, en su interior se encontraba una estatua monumental de Atenea Partenos, “Atenea la virgen”; de ésta estatua proviene el nombre del templo. Después de la guerra contra los persas en la que la acrópolis fue destruida, bajo la dirección de Fidias, los arquitectos Ictíneo y Calícrates fueron encomendados para reconstruir el Partenón. Diseñaron un templo períptero, es decir, rodeado de columnas; las 48 columnas de mármol de más de 10 metros de altura de orden dórico, sostenían una cubierta de paneles de madera. Hoy en día se trabaja en su reconstrucción con sofisticados programas de computadora que intentan ensamblar cada una de las piezas originales.

 

 

 

 

Fuente: Oscar Adirán Dander Sánchez (2012), Historia de la arquitectura I, Estado de México, México. Red Tercer Milenio.

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

I'm busy working on my blog posts. Watch this space!

Please reload

Entradas recientes